Cabify Uruguay

Crean sindicato de conductores de Uber, Easy y Cabify en Uruguay afiliado al PIT-CNT

Federico
31 agosto, 2017

A través de Fuecys (Federación Uruguaya de Empleados de Comercio y Servicios), se ha creado un sindicato de conductores de Uber, Easy y Cabify en Uruguay

La existencia de este sindicato de conductores de Uber, Easy y Cabify en Uruguay ya fue notificada a la Intendencia de Montevideo, en una carta firmada por Carlos Baiz, secretario general de Fuecys, donde se menciona que hay designados delegados que actuarán como interlocutores ante las empresas y ante el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social.

El nuevo sindicato de conductores de Uber, Easy y Cabify en Uruguay será presentado y participará en su primera asamblea en Fuecys el próximo día lunes 2 de octubre. Esta iniciativa surgió de un grupo de conductores de dichas aplicaciones, creando así un sindicato que se afilió al PIT-CNT mediante Fuecys.

Conductores de Uber, ¿trabajadores dependientes? 

Basándose en la recomendación 198 de la Organización Internacional del Trabajo, Hugo Barreto, director del Instituto de Derecho del Trabajo y Seguridad Social, explicó al programa de radio «No Toquen Nada» que los conductores de aplicaciones como Uber, Cabify o Easy podrían ser considerados dentro de la categoría de trabajadores dependientes, en caso de contemplar no sólo la «subordinación jurídica», sino también otros factores vinculados a la relación laboral.

En principio es posible que las distintas formas de trabajar estén referidas a trabajo dependiente, independiente, a trabajo asociado o en cooperativa. El problema que se puede llegar a plantear en Uber, o en otras manifestaciones de la tecnología en el mundo del trabajo, es hasta qué punto podemos entender que hay una relación de trabajo”.

Para Barreto, con la nueva reglamentación existente hoy en Uruguay, sería posible considerar a los conductores de Uber “como trabajadores dependientes”, dado que es necesario cumplir con determinados requisitos, pasar instancias de capacitación y ser previamente autorizado, además de otros «datos que nos permitirían entender que puede existir relación de dependencia en un vínculo como el que se está planteando”, aunque aclaró que debe estudiarse el caso.